María Gil.

Vivimos en un mundo desigual, países ricos han comprado suficientes dosis de vacuna contra el covid-19, tres veces más, para inmunizar a sus poblaciones, dijo un organismo internacional de control de vacunas. Los países en desarrollo se están quedando atrás en la carrera global para poner fin a la pandemia de coronavirus, dijo el organismo.

En 67 países más pobres, solo una de cada 10 personas puede esperar recibir una vacuna para fines de 2021, mientras que tan solo Estados Unidos, en dos días vacunó a más de un millón de personas.

Pero en el mundo desarrollado, donde la prisa por asegurar el suministro de vacunas comenzó en las primeras semanas y meses de la pandemia, se ordenó un excedente de dosis. Esos países representan solo el 14% de la población mundial y poseen más de la mitad de las vacunas más prometedoras.