María Gil
21/07/21

El presidente Andrés Manuel López Obrador informó que entregará a la Fiscalía General de la República (FGR) la información que se tenga en secretarías y dependencias del Poder Ejecutivo sobre contratos relacionados con el programa de espionaje Pegasus, desarrollado por NSO Group, que usó diferentes empresas para generar un jugoso negocio del espionaje

Por su parte Santiago Nieto, titular de la UIF, informó que de 2012 a 2018 (sexenios de EPN y Calderón) se detectó que la empresa isarelí NSO Group, propietaria del software Pegasus, utilizaba a la maquiladora mexicana KBH TRACK, propietaria del israelita Uri Emmanuel “A” y administrada por Víctor “R”, para el espionaje telefónico de15 mil teléfonos de periodistas, activistas y políticos.

Las operaciones involucraron a la entonces Procuraduría General de la República de Murillo Karam, pues las contrataciones se hicieron en la época en la que Tomás Zerón de Lucio estuvo al frente de la Agencia de Investigación Criminal, actualmente prófugo y refugiado en Israel.

De acuerdo con Nieto Castillo, Tech Bull y Balam son las que triangularon los recursos a la empresa israelí NSO (desarrolladora de Pegasus) y al mismo tiempo utilizaron 10 empresas fachada para transferir miles de millones de pesos, y también usaron factureras para no pagar impuestos.

Las operaciones que rastreó la UIF ascienden a 5 mil 914 millones de pesos, y varios millones de dólares, en una red de transferencias no sólo a Israel, sino también a Italia, Estados Unidos y China.

Las contrataciones hechas por Tomás Zerón superaron los 32 millones de dólares. Aunque la primera contratación data del gobierno de Felipe Calderón, con Genaro García Luna.

Es importante mencionar que el software Pegasus también fue contratado por diversas entidades federativas del país como el Estado de México, Veracruz y otros estados gobernados por el PRI. 

No debe pasar desapercibido, que los hidalguenses en el gobierno de EPN, llevaron esa práctica al gabinete federal, ya que los ex gobernadores de Hidalgo, realizaban prácticas de espionaje en su Estado, inclusive designaron a Eugenio Imaz en la posición del CISEN.