Alonso Quijano
21 de agosto de 2020.

La Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la SHCP (Secretaría de Hacienda y Crédito Público), tiene los resultados de la segunda Evaluación Nacional de Riesgos (ENR) sobre el lavado de dinero y financiamiento al terrorismo, en donde se observó que los dos sectores con mayor riesgo a realizar operaciones de lavado de dinero son: el G7 (BBVA, Santander, Citi, Banorte, HSBC, Scotiabank e Inbursa), que representa el 80% de los activos del sector bancario; y los bancos que realizan operaciones con cambio de divisas.

En el segmento de riesgo bajo, se encuentran las afores y los asesores de inversión. En contraste, cuando se realizó en 2016, la primer evaluación de riesgos se identificaron 4 sectores del sistema bancario más susceptibles al lavado de dinero, el G7, las casas de bolsa, las casas de cambio y las instituciones de la banca múltiple con operaciones comerciales.

Cabe señalar que las actividades más vulnerables al dinero ilícito son: las obras de arte, la comercialización de autos, metales y piedras preciosas.